Skip to content
Abre la barra lateral de navegación del sitio
Go to GoCardless homepage
Tarifas
Iniciar sesiónRegistrarse

Coste de las comisiones por tarjeta de crédito

Escrito por

Última ediciónnov 20223 min de lectura

Los españoles hemos sustituido los pagos en efectivo por la tarjeta. Desde la pandemia, cuesta encontrar un establecimiento que ya no acepte los pagos con tarjeta de crédito o débito. No obstante, para los comerciantes, esta forma de pago supone abonar al banco unas comisiones por procesar las transacciones con tarjeta.

Aunque muchos negocios asumen estos costes como un gasto inherente a toda actividad empresarial, no siempre tenemos del todo claro qué comisiones se pagan exactamente por los cobros con tarjeta de crédito. Te lo explicamos con detalle en este artículo.

¿Qué son las comisiones por los pagos con tarjeta?

Cada vez que un comercio acepta un pago con tarjeta (ya sea de crédito o débito), procesar esa transacción lleva un coste asociado. Esta comisión, también llamada tasa de descuento, es lo que los bancos cobran a los establecimientos a cambio de procesar los pagos a través de un terminal de punto de venta o TPV.

La comisión que pagan los negocios se trata de un pequeño porcentaje que se calcula sobre el importe de la venta. Cada banco fija sus propias tasas por los cobros realizados a través del TPV. Si te planteas comprar o alquilar un TPV, es recomendable que te informes antes sobre qué comisiones cobra cada banco en el momento de elegir una cuenta bancaria para tu pyme.

¿Qué comisiones pagan los establecimientos?

El porcentaje de comisión que se llevan los bancos por los pagos con tarjeta de crédito depende de varios factores, como veremos en esta sección. No obstante, para obtener una estimación aproximada, puedes consultar los últimos datos que publica el Banco de España. En el primer trimestre de 2022, la media ponderada de las tasas de descuento aplicadas a los pagos con tarjeta fue del 0,37 %.

Como ves, son muchas las variables que influyen en el coste de las comisiones. Además del porcentaje fijado por cada entidad bancaria, las comisiones también dependen del tipo de tarjeta (si es de crédito o débito), si está a nombre de un particular o una empresa, e incluso del sector al que pertenece el negocio.

Para saber qué sectores tienen las comisiones más caras y más baratas, nos remitimos de nuevo a los datos de 2022 que desglosa el Banco de España. Las grandes superficies son las que presentan las comisiones más baratas, de entre un 0,23 % y un 0,24 %. Las siguen las gasolineras (0,34 %) y los supermercados (0,37 %). Por su parte, los comercios minoristas se sitúan en un punto intermedio, con unas comisiones por los pagos con tarjeta del 0,41 %.

En el otro extremo encontramos las comisiones más altas. Destacan las tasas de descuento medias de las autopistas, de un 0,48 %. Los negocios relacionados con los viajes y el entretenimiento también pagan unas comisiones más elevadas; los establecimientos de ocio (por ejemplo, los espectáculos, discotecas, masajes y saunas) desembolsan a las entidades un 0,50 %, seguidos por las empresas de transporte de viajeros (0,53 %) y las agencias de viajes (0,55 %). También encontramos en este extremo los restaurantes (0,50 %) y los hoteles (0,68 %).

¿Es posible reducir las comisiones al aceptar pagos con tarjeta?

Llegados a este punto, es posible que te estés preguntando si hay alguna forma de ahorrar en las comisiones que te cobran los bancos por aceptar pagos con tarjeta. No es posible deshacerse por completo de ellas, aunque en otras ocasiones ya te hemos mostrado algunas estrategias que puedes adoptar para reducir las comisiones de los pagos con tarjetas de crédito.

Otra posibilidad es la de ampliar los métodos de pago que ofreces en tu negocio. Hay otras muchas opciones más allá de los pagos con tarjeta. Por ejemplo, ¿por qué no pasar a tus clientes a la domiciliación bancaria? GoCardless te permite cobrar tus pagos y facturas directamente de la cuenta bancaria de los clientes, tanto si se trata de un pago puntual como recurrente. El proceso es muy simple y tiene unos costes de transacción más económicos que las comisiones por los pagos con tarjeta.

Si quieres saber más sobre cuánto puedes ahorrar cobrando a tus clientes con la domiciliación bancaria, no dudes en ponerte en contacto con nuestros expertos.

Siempre a tu disposición

Sea cual sea el modelo de comercio electrónico que mejor se adapte a tu negocio, en GoCardless te ayudamos a gestionar todos tus cobros recurrentes y agilizar los procesos administrativos, reduciendo el tiempo que pasas reclamando el cobro de tus facturas pendientes. Además, también te ofrecemos una amplia selección de integraciones para que conectes GoCardless con tu software de contabilidad preferido.

Cuando no necesitas procesar montañas de facturas en papel, localizar transferencias y hacer una reconciliación bancaria laboriosa, tienes más tiempo para dedicarlo a expandir tu negocio. Ponte en contacto con nuestro equipo y descubre cómo puedes mejorar la tramitación de los cobros para tu negocio.