Skip to content
Go to GoCardless homepage
TarifasDesarrolladores
Iniciar sesiónRegistrarse

Cómo hacer cobros por domiciliación bancaria

Última ediciónfeb 20224 min de lectura

Las pequeñas y medianas empresas son las más afectadas por los retrasos en los pagos de sus clientes. Según los últimos datos del Observatorio de Morosidad de CEPYME, el periodo medio de pago general de las empresas españolas es de 81 días y la ratio de facturas con retraso en el pago es del 68,7 % sobre el total de las facturas.

Existen algunas estrategias para eliminar las barreras en los pagos y evitar los retrasos: la domiciliación bancaria. Olvídate de tener que esperar a que tus clientes paguen las facturas; con la domiciliación bancaria, tú decides cuándo y cuánto te pagan.

Ventajas de la domiciliación bancaria para pymes

Las pequeñas y medianas empresas también pueden beneficiarse de recibir sus pagos mediante domiciliación bancaria. 

La domiciliación bancaria —también llamada adeudo directo SEPA— te permite cobrar tus facturas en la fecha que tú elijas. Así, ya no tienes que esperar a que tu cliente compruebe y autorice el pago de tus facturas, eliminando los tiempos de espera y trámites administrativos que causan la mayoría de los retrasos. 

En resumen, las principales ventajas de los cobros por domiciliación bancaria son:

  • El control se devuelve al comerciante, no al cliente. Tú gestionas los adeudos directos y marcas el importe y la fecha para recibir los pagos.

  • Es un método de pago sencillo y flexible que elimina las gestiones administrativas, como la introducción de datos o la modificación manual de los importes, automatizando los procesos de facturación y cobro.

  • Evita los impagos por problemas como retrasos accidentales, cancelación o caducidad de la tarjeta o la falta de opciones de pago flexibles. 

Si quieres leer más sobre sus ventajas, en esta guía te damos cinco razones para elegir la domiciliación bancaria como método de pago para tu empresa.

En qué se diferencia la domiciliación bancaria de una transferencia periódica

Una domiciliación bancaria y una transferencia automática son dos métodos de pago automáticos que quizás pueden confundirse entre sí. Te explicamos con más detalle en qué consiste cada uno.

Transferencia automática

Una transferencia automática es una transferencia desde el banco del cliente al banco del destinatario que está programada para enviarse de forma periódica. También se conoce como transferencia periódica u orden permanente.

Las transferencias automáticas envían una cantidad fija de dinero en cada periodo, por lo que suelen utilizarse cuando el importe a pagar no varía, como en los pagos de un alquiler o las transferencias mensuales a una cuenta de ahorros. El titular de la cuenta es quien configura estas transferencias, de modo que tiene que modificar la orden permanente de forma manual cuando el importe varía.

Domiciliación bancaria

El adeudo directo o domiciliación bancaria funciona de manera muy similar, con la diferencia fundamental de que es la empresa quien configura el pago y modifica la frecuencia y el importe de las transferencias. Se necesita un mandato de adeudo directo con la autorización del cliente que, una vez firmado, permite a la empresa retirar los fondos de inmediato en la fecha establecida.

Hay dos tipos de adeudo directo SEPA:

  • El esquema de adeudo directo CORE que permite hacer cobros automáticos a consumidores, empresas y autónomos.

  • El esquema de adeudo directo B2B para realizar cobros automáticos entre empresas.

¿Qué negocios se pueden beneficiar de la domiciliación bancaria?

La domiciliación bancaria se utiliza para recibir pagos regulares y recurrentes, siendo una opción ideal para una amplia variedad de empresas, por ejemplo:

  • Empresas que aplican el modelo de negocio de los pagos por suscripción o cuotas mensuales, como los gimnasios y clubes deportivos.

  • Empresas que facturan sus servicios periódicamente y no requieren un pago inmediato, como las agencias de diseño o de marketing.

  • Empresas que ofrecen la posibilidad de pagar a plazos.

Cómo se hace un cobro por domiciliación bancaria

Para poder pasar a tus clientes a la domiciliación bancaria, necesitarás su autorización en forma de una orden de domiciliación o mandato SEPA. Este modelo de mandato es válido en toda la zona SEPA y puede utilizarse para cualquiera de los países que la componen. Puedes cobrar a tus clientes europeos mediante domiciliación bancaria sin importar dónde estén.

El proceso es muy sencillo:

  1. Solicitar una orden de domiciliación a tu cliente. La orden de domiciliación o mandato SEPA es la autorización de tu cliente para retirar fondos de su cuenta. Puede hacerse en papel, por internet o por teléfono. El mandato debe incluir unos datos obligatorios, como los datos de la empresa y del cliente, los datos bancarios del cliente, un número de referencia, el tipo de pago (recurrente o único) y la firma del cliente.

  2. Enviar la orden de domiciliación al banco del cliente para que tramite los futuros pagos. 

  3. Empezar a recibir los pagos de tus clientes en las fechas acordadas.

Cómo utilizar GoCardless para cobrar por domiciliación bancaria

GoCardless te ayuda a cobrar las facturas de tus clientes mediante domiciliación bancaria de forma fácil, rápida y segura. Nuestro servicio automatiza y simplifica el proceso de gestión de los mandatos de adeudo directo SEPA para que puedas enviarlos en línea a través de tu propia página de pago personalizada con el logo de tu empresa.

Empieza a disfrutar de las ventajas de utilizar GoCardless para tus pagos con domiciliación bancaria en lugar de tu banco:

  • Gestionamos el envío de todos los mandatos en tu nombre.

  • Notificamos al cliente la fecha de pago.

  • Te informamos cuando los pagos fallan e intentamos realizar el cobro hasta tres veces.

  • Nos integramos de forma transparente con tus programas de contabilidad, como Xero y Sage, para que puedas beneficiarte de las ventajas que ofrece la domiciliación bancaria para pymes sin tener que reorganizar tu flujo de trabajo.

  • Nos encargamos de automatizar las tareas que, de otro modo, tendrían que hacerse manualmente, contribuyendo así a reducir costes.

Siempre a tu disposición

Sea cual sea el modelo de comercio electrónico que mejor se adapte a tu negocio, en GoCardless te ayudamos a gestionar todos tus cobros recurrentes y agilizar los procesos administrativos, reduciendo el tiempo que pasas reclamando el cobro de tus facturas pendientes. Además, también te ofrecemos una amplia selección de integraciones para que conectes GoCardless con tu software de contabilidad preferido.

Cuando no necesitas procesar montañas de facturas en papel, localizar transferencias y hacer una reconciliación bancaria laboriosa, tienes más tiempo para dedicarlo a expandir tu negocio. Ponte en contacto con nuestro equipo y descubre cómo puedes mejorar la tramitación de los cobros para tu negocio.