Skip to content
Go to GoCardless homepage
TarifasDesarrolladores
Iniciar sesiónRegistrarse

E-commerce: los 6 tipos de comercio electrónico más comunes

Última edicióndic 20212 min de lectura

El e-commerce o comercio electrónico es un modelo de negocio cada vez más extendido. Este término engloba todas las transacciones de compra y venta de bienes y servicios que se hacen a través de internet. 

Existen varios tipos de comercio electrónico dependiendo de los actores que intervienen en el proceso de compraventa. Te explicamos con ejemplos cuáles son y qué tipo de empresas los utilizan.

¿Qué tipos de comercio electrónico existen?

Para entender los tipos de comercio electrónico es necesario conocer las partes que intervienen en cada modelo. Se representan con tres letras:

  • A: administration o administración

  • B: business o empresa

  • C: customer o cliente final

B2C: business to consumer 

Es el tipo de e-commerce más habitual. En esta modalidad, la empresa vende sus bienes y servicios al público general, que hace la compra a través de una web y efectúa el pago con una tarjeta de crédito. De esta manera, internet da al negocio la oportunidad de llegar a un gran número de potenciales clientes a precios comparativamente bajos, lo que la convierte en una modalidad en auge.

C2B: consumer to business

Al contrario que en la modalidad anterior, el C2B consiste en la venta de servicios de un cliente a una empresa en internet. En este tipo de comercio es el individuo quien crea un valor, contenido o servicio, y la empresa quien lo consume. Las imágenes de stock son un claro ejemplo de este modelo: el consumidor sube sus fotos a una plataforma que actúa de intermediaria y la empresa paga por los derechos para utilizarlas. 

B2B: business to business

Este modelo de negocio es otro de los más comunes. Supone la evolución del B2B tradicional, que ahora utiliza internet para exprimir las oportunidades de la globalización y reducir los costes de las transacciones entre dos empresas. En este modelo, una empresa o distribuidor vende sus productos y servicios a otra, normalmente un minorista que los vende a su vez al consumidor final.

C2C: customer to customer

Las transacciones C2C son las que tienen lugar entre dos consumidores. Un individuo vende un artículo a otro en una subasta en línea, donde el comprador lo adquiere ofreciendo la puja más alta. Un ejemplo es eBay, que no vende o compra los productos directamente, sino que ofrece a los usuarios una plataforma segura donde anunciar sus artículos y realizar la transacción a cambio de una pequeña comisión.

B2A: business to administration 

Este modelo de negocio engloba las transacciones electrónicas entre las empresas y los organismos oficiales, como por ejemplo las compras del estado a través de internet por medio de licitaciones, concurso de precios, etc. 

C2A: consumer to administration 

Este tipo de transacciones electrónicas ocurren entre un individuo y la administración pública. Los ejemplos más comunes son el pago de impuestos, multas, sanciones o tasas por solicitar un certificado o trámite. No es uno de los tipos de comercio electrónico más importantes, pero con la era de la digitalización también forma parte del futuro de las transacciones en línea.

El e-commerce: un modelo en auge en España

La crisis sanitaria global ha afectado a la forma de consumir de los españoles. Las operaciones de e-commerce han aumentado un 58% en el primer trimestre de 2021 respecto al mismo periodo de 2020, mientras que el volumen de ventas en línea en nuestro país ha crecido por encima de la media europea, alcanzando un 65%

Se prevé que en 2021 el gasto medio por compra aumente, especialmente entre las generaciones más jóvenes (menores de 35 años), quienes muestran hábitos de compra más impulsivos. La comodidad de las compras electrónicas, además de la fuerza que cobran las promociones como el Black Friday y el Cyber Monday, son dos factores clave en este crecimiento.

Siempre a tu disposición

Sea cual sea el modelo de comercio electrónico que mejor se adapte a tu negocio, en GoCardless te ayudamos a gestionar todos tus cobros recurrentes y agilizar los procesos administrativos, reduciendo el tiempo que pasas insistiendo en el cobro de tus facturas pendientes. Además, también te ofrecemos una amplia selección de integraciones para que conectes GoCardless con tu software de contabilidad preferido. 

Cuando no necesitas procesar montañas de facturas en papel, localizar transferencias y hacer una reconciliación bancaria laboriosa, tienes más tiempo para dedicarlo a expandir tu negocio. Ponte en contacto con nuestro equipo y descubre cómo puedes mejorar la tramitación de los cobros para tu negocio.