El 45% de las operaciones en España se realizan por Domiciliación Bancaria

Según datos publicados por el Banco de España, la Domiciliación Bancaria es la principal opción en pagos pequeños de los españoles. En nuestro país, el año pasado, el 45% de estas operaciones se realizaron a través de este método.


¿Cómo pagas tu cuota del gimnasio, tus clases de inglés o de pintura? Vivimos en la era de Internet, en la que cualquiera puede pagar y contratar servicios y productos, como la cesta de la compra, en cualquier momento del día desde un ordenador o incluso desde el móvil. Nos gusta que nos pongan las cosas fáciles porque somos cómodos por naturaleza. Por ejemplo, preferimos que nuestra revista favorita nos llegue a nuestro buzón a tener que ir a comprarla al kiosko o que nos envíen nuestros nuevos zapatos a casa en vez de ir a recogerlos a la tienda.

Pero ¿cómo pagan los españoles estos servicios y productos? En GoCardless somos muy curiosos y nos lo hemos preguntado. Queríamos saber cuál es el método por el que más se decantan los españoles para pagar sus pequeñas compras.

Según datos publicados por el Banco de España, la Domiciliación Bancaria es la principal opción en pagos pequeños de los españoles. En nuestro país, el año pasado, el 45% de estas operaciones se realizaron a través de este método.

El segundo lugar del ranking se sitúan las tarjetas. En 2015, el 35% de las operaciones en España fueron realizadas por este método en su versión de débito o crédito. Las transferencias se sitúan como el tercer método de pago en nuestro país. El pasado año, el 19% de las operaciones se realizaron de esta forma.

En los últimos puestos del ranking aparecen los cheques, un instrumento financiero con gran popularidad hace unos años que cada vez es menos utilizado, apenas llega al 1% de las operaciones que se realizaron el año pasado fue de este modo. Y cerrando la clasificación, se encuentra el efectivo y otros métodos de pago. En conjunto, el 1% de las operaciones realizadas en 2015 fue con uno de estos métodos.

Gráfico con el porcentaje de operaciones por tipología

Pero, ¿por qué la Domiciliación Bancaria es el método de pago preferido por los españoles sobre otros como las tarjetas? Las razones son múltiples y diversas.

1. Es sencillo y requiere pocos datos

La Domiciliación Bancaria existe desde hace décadas, y para algunos puede resultar un método obsoleto, pero lo cierto es que se trata de un modo cómodo y sencillo para pagar cuotas mensuales gracias a la sencillez de su configuración: basta con indicar a quién debemos abonar una determinada cantidad de dinero y elegir el día en el que queremos hacerlo.

2. No caduca

Al contrario de lo que ocurre con las tarjetas de crédito y débito, con la domiciliación bancaria no es necesario renovar los datos de tu cuenta de forma periódica, lo que en el caso de las tarjetas puede generar algún que otro contratiempo si no se dispone de otra forma de pago en ese momento. Y es que si las tarjetas, por ejemplo, tienen una duración de 36 meses, existe casi un 3% de posibilidades de que alguna caduque este mismo mes.

3. Evita los retrasos

Con las transferencias, la empresa se encuentra a merced del cliente, ya que son ellos los que emiten el cobro… si es que llegan a hacerlo. En cambio, con la Domiciliación Bancaria es la propia empresa la que realiza el cobro y el dinero sale automáticamente de la cuenta del cliente.

Por ello, con la Domiciliación podemos asegurarnos de que los clientes siempre paguen a tiempo y además saber en el momento cuándo el dinero ha sido cobrado.

Además, en el caso de que exista algún error, por ejemplo, en el concepto de la transferencia, quien recibe la transferencia tendrá dificultad para identificar nuestro pago.

4. Ahorro de tiempo

Con la Domiciliación Bancaria todo ocurre de forma automática, sin desplazamientos a sucursales bancarias o a las oficinas de las empresas, lo que se traduce en un ahorro de tiempo destinado a estas gestiones. Sin olvidar, que es una forma de pago segura, en caso de error, se produce una devolución inmediata del dinero.

Ante estos hechos, queda claro por qué las empresas siguen apostando por la domiciliación bancaria como uno de los métodos de pago de las cuotas mensuales de sus clientes. Y con GoCardless, además, pueden gestionar todos los pagos de forma automática. Igualmente, en España GoCardless está integrado en algunos de los softwares de contabilidad más utilizados como Sage, Xero, Billin o Debitoor, lo que facilita la facturación y la reconciliación de cobros.

Los últimos consejos de nuestros expertos

¿Se están perdiendo las empresas todo el poder de la tecnología SaaS?

Las herramientas SaaS (Software-as-a-Service) son el motor que impulsa la industria de computación en la nube. No es de extrañar que tantas empresas hayan empezado a utilizar a este tipo de tecnología externa teniendo en cuenta el ahorro que supone, la facilidad de implementación, y la flexibilidad que ofrece.

Obstáculos de pago comunes a los que se enfrenta la industria SaaS

El procesamiento de pagos presenta muchos obstáculos para las empresas SaaS (Software as a Service). Desde la gestión efectiva de transacciones fallidas a la gestión sin complicaciones de pagos a través de diferentes dispositivos.

Domiciliación Bancaria: de lo analógico a lo digital

2016 fue un año de récord para la Domiciliación Bancaria en España. Descubre por qué las soluciones flexibles basadas en este sistema de pago han abierto las puertas a empresas de cualquier tamaño.

Visualiza todos los consejos


Nuestras guías

información detallada sobre la Domiciliación Bancaria o Adeudo Directo SEPA
Si continúas visitando esta página aceptas el uso de cookies para analíticas, uso de contenido personalizado y publicidad. Infórmate aquí