Skip to content
Go to GoCardless homepage
TarifasDesarrolladores
Iniciar sesiónRegistrarse

Cómo calcular el PRI

Escrito por

Última edicióndic 20212 min de lectura

Antes de empezar cualquier proyecto, la primera característica que se busca a la hora de evaluarlo es la rentabilidad. 

Una clave que permite establecer el nivel de rentabilidad de un proyecto es el periodo de recuperación de la inversión, también llamado Payback.

En este artículo, explicamos en qué consiste y cómo calcularlo para que pueda servir de referencia para proyectos de inversión futuros.

¿Qué es el periodo de recuperación de la inversión?

El periodo de recuperación de la inversión se refiere al tiempo que tarda una empresa en recuperar el importe original invertido en un proyecto, cuando el flujo fijo neto es igual a cero.

Se trata de una métrica fundamental para calcular el riesgo y saber si un proyecto de inversión será rentable o no, ya que cuanto más largo sea el periodo, menor será el beneficio. 

Existen dos tipos de proyectos que se pueden utilizar como referencia:

  • Proyectos independientes: si el plazo de recuperación es menor a un determinado periodo, se deberían aceptar.

  • Proyectos mutuamente excluyentes: se optará por el que tenga un retorno de inversión más rápido.

¿Cómo se calcula el periodo de recuperación de la inversión?

Para realizar este cálculo, se debe tener en cuenta el pronóstico de cada año de los flujos de cajas líquidos, hasta que el importe total alcance el valor de la inversión.

Esta es la fórmula genérica que podemos aplicar:

PRI = Inversión inicial / Resultado promedio del flujo de caja

En general, la fórmula que utilicemos dependerá de si los flujos de efectivos son uniformes o desiguales.

En el que caso de que sean uniformes, es decir, se prevea que los flujos sean los mismo cada año, se empleará la siguiente fórmula: 

Período de recuperación de la inversión = Inversión inicial / Flujo de efectivo por período. 

Por ejemplo, si la inversión inicial equivale a 100.000 euros y el flujo de caja anual es de 20.000 euros, se tardará 5 años en recuperar la inversión.

Al contrario, cuando los flujos no son iguales, hay que hacer una estimación de los flujos de efectivo acumulado cada periodo, luego utilizaremos esta fórmula para el cálculo del periodo de recuperación:

Período de recuperación de la inversión = Tiempo de recuperación total + (Reembolso no recuperado de la inversión al inicio del año / flujo de efectivo en el año siguiente).

Por ejemplo, supongamos que los flujos de caja anuales son de 40.000, 30.000 y 50.000 euros, durante los primeros tres años. 

Durante los primeros dos ejercicios, el flujo de caja permite recuperar 70.000 euros, por lo que tan solo restan 30.000 euros para la recuperación de la inversión. No obstante, durante el tercer ejercicio, el flujo de caja generado supera los 30.000 euros. En este caso, el tiempo de recuperación es de 2,4 años.

¿Cuáles son las ventajas del payback?

La primera ventaja es la facilidad del cálculo, ya que no se necesita ninguna herramienta especializada. Otra ventaja es que permite medir el riesgo, una información muy útil para los inversores; cuanto más tarde un proyecto en recuperar la inversión, mayor será el riesgo de no recuperar el valor.

Además, si hay que decidir entre varios proyectos, gracias a esta métrica es posible evaluarlos. En un primer momento, se establece un periodo de recuperación máximo y se descarta cualquier proyecto que supere dicho plazo. Si en un segundo momento habrá que elegir entre dos o más proyectos, se calculará el payback de cada uno.

Siempre a tu disposición

Sea cual sea el modelo de comercio electrónico que mejor se adapte a tu negocio, en GoCardless te ayudamos a gestionar todos tus cobros recurrentes y agilizar los procesos administrativos, reduciendo el tiempo que pasas insistiendo en el cobro de tus facturas pendientes. Además, también te ofrecemos una amplia selección de integraciones para que conectes GoCardless con tu software de contabilidad preferido. 

Cuando no necesitas procesar montañas de facturas en papel, localizar transferencias y hacer una reconciliación bancaria laboriosa, tienes más tiempo para dedicarlo a expandir tu negocio. Ponte en contacto con nuestro equipo y descubre cómo puedes mejorar la tramitación de los cobros para tu negocio.